Aprendizaje Inclusivo: reconoce y gestiona los sesgos implícitos

aprendizaje inclusivo en la educacion superior Educacion del futuro

El aprendizaje inclusivo es un tema que preocupa a todos, relevante no solo en el ámbito educativo, sino en cualquier sociedad en la que nos encontremos.


Índice de Contenido

  1. ¿Por qué es importante generar un ambiente inclusivo?
  2. De Victima a protagonista ¿Cuál es nuestro papel?
  3. ¿Qué son los sesgos implícitos?
    3.1 ¿Cómo impactan los sesgos en nuestra sociedad?
  4. Tipos de Sesgos
    4.1 El Error de Atribución Fundamental
    4.2 El Efecto Halo
    4.3 Sesgo por interés personal
    4.4 Favoritismo del Endogrupo
    4.5 Efecto Arrastre
    4.6 Efecto del Falso Consenso
    4.7 Maldición del Conocimiento
    4.8 Realismo Ingenuo
    4.9 Efecto de Anclaje
  5. ¿Qué acciones puedo tomar para crear un ambiente inclusivo y evitar los sesgos?

En esta ocasión quiero platicarte sobre un tema que nos concierne a todos, un tema que no solo cobra relevancia en el entorno educativo sino en cualquier sociedad en la que nos encontremos. Habrás adivinado por el título que se trata de la Inclusión.

Quiero pedirte que cierres tus ojos un momento y trates de reflexionar sobre lo que esta palabra significa. ¿Hubo alguna vez en que no te sentiste incluida o incluido por algún motivo?

Estoy segura de que si encontraste un momento en tu vida en el que no te sentiste incluido o incluida por completo (y estoy casi segura de que así fue) estarás de acuerdo conmigo en que las emociones que experimentante pudieron haber limitado tu potencial en algún sentido.

Cualquier individuo necesita sentirse parte de un grupo para poder desarrollarse plenamente ¿Alguna vez te pasó que por ser el nuevo en el grupo no te sentiste completamente cómodo al participar en alguna actividad o dar tu opinión? ¿crees que hubiera sido diferente si de alguna manera te hubieran hecho sentir aceptado dentro del grupo?

¿Por qué es importante generar un ambiente inclusivo en la educación?

aprendizaje inclusivo en la educacion

Cuando nuestro cerebro identifica que no pertenecemos a un grupo, manda una alerta de supervivencia debido a que para el cerebro primitivo el quedar aislados podría significar la muerte.

Imagínate en tiempos de los cavernícolas, cuando el hombre cazaba en manada y era de suma importancia permanecer unidos para asegurar nuestra existencia, ser excluido por cualquier motivo era sinónimo de vulnerabilidad y poca o prácticamente nula probabilidad de mantenernos con vida.

Diferentes estudios afirman que cuando las personas se sienten valoradas e incluidas incrementa su productividad puesto que aumenta su confianza, colaboración y compromiso, mientras que disminuye el estrés crónico.

Otro de los beneficios es que:

Al no gastar energía en acciones que les permitan sentirse incluidos en el grupo, pueden enfocar esta energía en los objetivos tanto personales como grupales.

A propósito de la inclusión, actualmente hay personas que se consideran a sí mismas como personas de género no binario, es decir, que no se consideran de género femenino ni masculino.

Por supuesto que hablar del tema requiere una investigación profunda para quienes nos consideramos de género femenino o masculino, pero mi intención en este momento no es explicar esta diferencia sino incluir a las personas que se consideran no binarias.

Para ello, en lo sucesivo intentaré escribir sin género, colocando una “e” para las palabras que se consideran masculinas o femeninas como él o ella en cuyo caso usaré elle. Empecemos a utilizar un lenguaje inclusivo.

De Victima a protagonista ¿Cuál es nuestro papel?

aprendizaje inclusivo en la educacion docente

Al inicio de este post te he pedido que recuerdes una ocasión en que no te sentiste incluide para sensibilizarte un poco sobre la importancia que tienen las acciones inclusivas en nuestra vida cotidiana.

Al pensar en ti como una persona que pudo haber sido excluida en alguna situación nos colocamos sin quererlo en un papel de víctima, donde depende del entorno lo que nos sucede y las emociones que nos evocan.

Al cambiar de perspectiva podemos decidir la forma en que reaccionamos y gestionar las emociones para tomar control sobre la situación a pesar de los factores que no controlamos. Tenemos el poder de ser protagonistas y dirigir el rumbo.

Pero no solo somos protagonistas cuando asumimos la responsabilidad de nuestra respuesta ante situaciones externas, también lo hacemos cuando analizamos nuestro papel como agentes excluyentes.

Ahora que has reflexionado al respecto, ¿te has preguntado si has sido excluyente a través de alguna palabra, acción o idea no mal intencionada? ¿eres cuidadose con el lenguaje que utilizas? ¿has hecho preguntas que pudieron incomodar a alguien o ser mal interpretadas?

Si tu respuesta fue afirmativa a alguna de las preguntas anteriores te invito a identificar las palabras, conductas o ideas que hacen que excluyas a quienes que te rodean.

Si consideras que no actúas de manera excluyente en ningún momento, lo más probable es que desde tu perspectiva así sea, pero antes de sacar conclusiones, qué te parece si indagamos un poco más sobre los sesgos implícitos.

entornos virtuales de pearson para la educacion superior

¿Qué son los sesgos implícitos?

Los sesgos son pesos desproporcionados a favor o en contra de una cosa, persona o grupo en comparación con otra.

Dicho de otra forma, un sesgo es un atajo mental que evolutivamente nos ha permitido sobrevivir al permitirnos tomar decisiones más rápidas.

Algo que debemos aclarar es que todos tenemos sesgos implícitos, es la forma en que funciona nuestro cerebro y suelen ser muy útiles en determinadas circunstancias.

Regresemos a los tiempos de los cavernícolas. El pensamiento rápido nos permitía tomar decisiones instantáneas basadas en nuestra experiencia previa, creando así un sesgo cognitivo que nos indicaba como actuar ante el avistamiento de un animal salvaje.

Hoy en día, no todas nuestras decisiones deben ser tomadas con el pensamiento rápido, algunas de ellas requieren de un pensamiento lento y reflexivo y para ello es necesario hacer a un lado nuestros sesgos cognitivos.

[Columna de opinión]: 👉 Metodologías activas de evaluación para estudiantes de educación superior

¿Cómo impactan los sesgos en nuestra sociedad?

Los sesgos cognitivos modifican el comportamiento de las personas que se encuentren inmersas en ese ambiente, orillándoles a tomar decisiones rápidas que pueden entorpecer los procesos de aprendizaje, trabajo o convivencia.

Cuando existen sesgos implícitos, las personas que se sienten parte del grupo desperdician energía manteniendo su posición, por el contrario, quienes no se consideran parte del grupo suelen sentirse vulnerables y vigilades, lo que hace que contribuyan menos al considerarse menos dueñes o menos segures.

La inclusión dentro de una sociedad depende en gran medida de la inclusión que se da en el entorno educativo, así como de la enseñanza de ciertas acciones que faciliten un ambiente inclusivo en todo momento.

La AFS Intercultural Programs (2020) afirma con base en diversos estudios que la inclusión tiene beneficios tanto para los individuos como para las sociedades.

  1. Mejora la cohesión social;
  2. El crecimiento económico;
  3. El bienestar general.
Además, permite que las personas encuentren soluciones duraderas ante problemas complejos aumentando su productividad y eficiencia.

Uno de los objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para la Agenda 2030 es “Garantizar una educación inclusiva y equitativa de calidad y promover oportunidades de aprendizaje permanente para todos” pero ¿Qué acciones debemos realizar para alcanzar este objetivo? ¿Es tu institución un espacio de aprendizaje inclusivo? ¿La cultura, políticas y prácticas de tu institución realmente facilitan el aprendizaje de todos los usuarios?

[Columna de opinión]: 👉 Autorregulación en el aprendizaje: la habilidad clave en 2022

Tipos de Sesgos

aprendizaje inclusivo sesgos

Existen muchos tipos de sesgos cognitivos y no es mi intención profundizar en todos y cada uno de ellos, sin embargo, sí me interesa mucho poder guiarte para aprender a identificar algunos sesgos que quizá están obstaculizando tu desarrollo personal o el de quienes te rodean.

Hallman Carly (s.f.) habla de 50 tipos de sesgos cognitivos que salen a la luz diariamente en nuestras interacciones. Vamos a conocer algunos de ellos:

1. El Error de Atribución Fundamental

Este sesgo refleja la tendencia a asumir que los errores de una persona reflejan sus habilidades en lugar de sus circunstancias.

Por ejemplo, en un salón de clases, cuando un estudiante realiza un comentario inapropiado o con poco fundamento quizá tú como docente pienses que no es un alumne muy inteligente y juzgues sus habilidades con base en el error que acaba de cometer sin tomar en cuenta las circunstancias.

Un ejemplo muy claro es el de las candidatas a Miss Universo. ¿Cuántas veces no las hemos juzgado como tontas o incultas por cometer un error en alguna de las preguntas? Sin tomar en cuenta que quizá, en algunos casos, la presión del concurso, los nervios, o alguna otra circunstancia pudieron detonar una respuesta errónea.

2. El Efecto Halo

Ocurre cuando le atribuyes cualidades o habilidades a una persona en función de una característica que no está relacionada. Puede darse con personas que consideramos atractivas o personas que nos recuerdan a notros mismos o algún familiar.

Seguramente has escuchado a alguna persona exclamar “no tiene cara de maleante, es muy guapo” o “Se ve que es una niña súper inteligente, se parece a mí cuando era pequeña”.

El problema no radica en pensar que será una buena persona debido a su aspecto físico o en pensar que será inteligente debido al parecido con mi persona, sino en las decisiones que tomamos basadas en estos sesgos.

Nova call to action

3. Sesgo por interés personal

Sucede cuando atribuimos nuestros fracasos a las circunstancias, pero los éxitos a nuestro esfuerzo, no siendo así con otras personas.

¿Cuándo fue la última vez que justificaste haber llegado tarde a una reunión por causas ajenas a ti, como el tráfico, un semáforo descompuesto o algo inesperado?

No obstante, cuando has obtenido algún reconocimiento no pensaste que fue por causas externas como que tuviste mucha suerte o que le caíste bien a tu jefe, por el contrario, argumentarás que tiene que ver con tu esfuerzo y dedicación.

Cuando un estudiante llega tarde a nuestra clase solemos pensar que es por impuntual o irresponsable, dejando las causas externas como excusas, pero si somos nosotros quienes llegamos tarde, entonces dejan de ser excusas.

4. Favoritismo del Endogrupo

Sucede cuando favorecemos a las personas que se encuentran en nuestro grupo, pero no a las que se encuentran fuera.

Pensemos que habrá una evaluación sorpresa por parte del Ministerio de Educación y solicitamos como institución que a nuestros estudiantes se les permita realizar la prueba más tarde con el fin de darles tiempo para estudiar.

En este caso estaríamos favoreciendo a nuestro grupo de estudiantes sin darnos cuenta de la desigualdad que estamos generando con las otras instituciones.

5. Efecto Arrastre

Este efecto ocurre cuando tendemos a creer en algo solo por el hecho de que muchas personas lo creen.

Por ejemplo, si un grupo de estudiantes evalúan mal a un docente que pertenece a mi coordinación y como consecuencia, sin haber revisado el trabajo del maestro, tiendo a estar de acuerdo con mis estudiantes.

Como en México se dice “Cuando el río suena es porque agua lleva”, es decir, si la gente lo dice es porque algo hay de cierto.

6. Efecto del Falso Consenso

Este sucede cuando creemos que hay más gente que está de acuerdo con nosotros de lo que realmente es.

Todos piensan eso” solemos decir cuando expresamos alguna opinión.

Si hay alguna clase que no me gusta, por el motivo que sea, tiendo a creer que a nadie le gusta por el mismo motivo que a mí, sin siquiera corroborar.

Este efecto sucede mucho en política. ¿Te ha tocado estar en una plática con amigas donde una de ellas expresa abiertamente que nadie le cree al presidente y quizá alguien refuta lo dicho?

7. Maldición del Conocimiento

Este sesgo suele ser muy común en las clases. Se da cuando sabemos sobre un tema y asumimos que todos los demás también lo saben.

Por ejemplo, cuando recién empecé a aprender a cocinar, me metí a varios videos para “principiantes” en donde asumían que yo estaba familiarizada con términos de cocina como sofreír, baño maría, al dente, escalfar, marinar o saltear.

¿Te ha pasado esto en alguna clase? ¿Cómo corroboras que tus estudiantes realmente comprendieron el tema? ¿Crees que pudieras estar cayendo en este sesgo?

banner el metaverso en la educacion superior

8. Realismo Ingenuo

Tendemos a pensar que observamos la realidad de manera objetiva y que los demás son irracionales, desinformados o sesgados.

Pasó con el tema de la vacuna, los que estaban a favor de la vacuna tachaban al resto de la población de ignorantes e irresponsables, mientras que quienes no estaban a favor de la vacuna pensaban lo mismo de quienes si lo estaban.

9. Efecto de Anclaje

Cuando confiamos demasiado en la primera información que se nos da y con base en esto tomamos decisiones estamos cayendo en el efecto anclaje.

Cuando un estudiante tiene la opción de tomar una materia que imparten diferentes docentes, suele seleccionar la materia que imparte el docente cuya información por parte de sus compañeros ha sido positiva o bien, evitar al docente cuya información es negativa.

Ahora que ya conoces algunos tipos de sesgos ¿Sigues pensando que no tienes sesgos cognitivos? ¿Has podido identificar algún tipo de sesgo que tienes actualmente? ¿Existen sesgos implícitos en tu institución?

Como bien he mencionado anteriormente, los sesgos cognitivos no son malos, al contrario, son atajos que nos sirven para tomar decisiones que garanticen nuestra supervivencia y nos brinden mayor bienestar de manera inmediata.

La cuestión aquí es saber identificarlos y tomar decisiones conscientes cuando la situación lo amerite, por ejemplo, cuando tengo que dar un reconocimiento a alguno de los docentes de mi academia. ¿Qué criterios tomo en cuenta?

En medida de lo posible hay que aprender a diferenciar cuando necesitamos un pensamiento rápido y cuando necesitamos un pensamiento lento y reflexivo. Cuando este sea el caso, tendremos tiempo de analizar si nuestras decisiones son impulsadas por algún sesgo y evitarlos para crear un ambiente más inclusivo.

[Columna de opinión]: 👉 Herramientas digitales: aliadas de la gestión del tiempo

¿Qué acciones puedo tomar para crear un ambiente inclusivo y evitar los sesgos?

ambiente inclusivo en la educacion

Existen algunas sugerencias dependiendo del tipo de sesgo identificado. Por ejemplo, cuando identificamos el sesgo de error de atribución fundamental podemos hacer preguntas abiertas para comprender las razones por las que tuvieron dificultades.

Por su parte, cuando se trata de evitar el efecto halo te sugiero reflexionar sobre los motivos para favorecer a alguien, puedes hacer una lista de los atributos que estás tomando en cuenta y evaluar a todos con los mismos criterios.

Podría hablar de cada sesgo y brindarte alguna sugerencia específica, pero considero que es mucho más enriquecedor ofrecer alternativas para evitar tomar decisiones sesgadas independientemente de si hemos identificado o no algún sesgo implícito.

A continuación, te comparto algunos tips que te pueden ayudar a tomar decisiones libres de sesgos cognitivos:

1. Aprende sobre distintas prácticas religiosas con la intención de expandir tu pensamiento.

2. Lee biografías de gente pobre que llegó al éxito para quitar el sesgo socioeconómico.

3. Aprende sobre estilos de comunicación de acuerdo con la etnia y cultura para evitar sesgos raciales o étnicos.

4. Evita comentarios relacionados con la edad como “falta de experiencia” o “anticuado”. Céntrate en la calidad de las ideas y no en la persona que las aporta.

5. Utiliza la comunicación significativa realizando conversaciones de curiosidad que te permitan conocer más a fondo a quienes te rodean e introducirte a nuevas ideas y perspectivas.

6. Cuando te sientas excluido, ignorado o víctima de algún sesgo, busca un espacio seguro para conversar de manera sincera sobre la situación, escuchar la perspectiva del otro y así evitar que se repita. Puedes seguir estos pasos:

aprendizaje-Inclusivo-pasos

7. Conviértete en un aliade promoviendo activamente una cultura inclusiva. Existen diferentes tipos de aliades de acuerdo con Sheree Atcheson (Forbes, s.f.) y cualquiera que decidas ser, es valioso.

aprendizaje Inclusivo aliade

Comparte con tu comunidad educativa una tabla informativa para un ambiente inclusivo:

NO HACER HACER
No hagas suposiciones o alimentes estereotipos basados en la apariencia. Demuestra que quieres conocer a la persona como individuo.
No asumas que todos pueden o quieren compartir información personal contigo. Invita a las personas a compartir opiniones sobre temas importantes.
No generalices. Respeta los límites cuando aparecen.
No hagas preguntas acusatorias o inadecuadas. Reconoce que tus conocimientos previos pueden o no ser exactos o relevantes.
No proyectes tus valores personales o culturales en otra persona. Expresa disposición y apoyo.

Espero que estos tips te ayuden a crear un espacio inclusivo en tu comunidad educativa, en tu vida personal y que estos esfuerzos se extiendan a la sociedad en que te encuentras. Recordemos que un ambiente inclusivo es fundamental para el desarrollo y bienestar de cualquier individuo.

Así que la próxima vez que tengas que tomar una decisión importante que impacte en tu vida o en la vida de alguien más, toma un momento para identificar los posibles sesgos implícitos y tomar acciones inclusivas que beneficien a todos por igual.

Referencias

Pearson U. (2022). Inclusive Learning Experience Q1: Acting Inclusively.

AFS Intercultural Programs (2020). Importancia de la Diversidad, la Equidad y la Inclusión. Travolución. Recuperado de: Importancia de la diversidad, la equidad y la inclusión - Travolucion.

Hallman Carly (s.f.). 50 Cognitive Biases to be Aware of so you can be the very best version of you. TtitleMax. Recuperado de: 50 Cognitive Biases to be Aware of so You Can be the Very Best Version of You | TitleMax.

Rubio Hancock, J. (2014). Guía para luchar contra tu cerebro: los sesgos cognitivos. El país. Recuperado de: Sesgos cognitivos: Guía para luchar contra tu cerebro: los sesgos cognitivos | Verne EL PAÍS (elpais.com).

Pacto Mundial. (s.f.). La Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible: Una Oportunidad para América Latina y El Caribe. CEPAL. Recuperado de: La Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible: una oportunidad para América Latina y el Caribe (pactomundial.org.mx).

 


<strong>Vania Eliosa</strong> | Coach educativo
Vania Eliosa | Coach educativo Higher Education Pearson Hispanoamérica

Maestra en Comunicación Estratégica y Administración. Especialista en aprendizaje socioemocional. Comprometida con la innovación y mejora de la educación.

Déjanos un comentario

Suscríbete a nuestro blog

y entérate de todas las novedades