Ciudadanía global, la clave para formar líderes

Certificaciones y evaluaciones

Conoce el concepto de ciudadanía global, su importancia para la educación y qué habilidades debes desarrollar si quieres convertirte en un verdadero ciudadano del mundo.


El término “ciudadanía global” parece bastante complejo a primera vista, pero en realidad es más sencillo de lo que parece. 

Según la definición de la ONG de educación mundial, OXFAM, “un ciudadano global es alguien que conoce y comprende el mundo en general, y su lugar en él. Toma un papel activo en su comunidad y trabaja con otros para hacer que nuestro planeta sea más igualitario, justo y sostenible”. 

>>> Te puede interesar: Estudiar en el extranjero, requisitos más comunes

En otras palabras, ser un ciudadano global incluye entender cómo funciona el mundo y colaborar activamente para ayudar a resolver los problemas que nos afectan. 

Pero ¿cómo puede un estudiante lograr una ciudadanía global y convertirse en un líder positivo para el mundo? De eso hablaremos en este artículo.

La importancia de la educación en la formación de ciudadanos globales

Como seres humanos, no importa la raza, el sexo o la edad, todos hacemos parte del mismo planeta. Pero el simple hecho de vivir no es suficiente hoy en día; hay que marcar la diferencia. 

De acuerdo con las Naciones Unidas, las escuelas e instituciones deben ir más allá de enseñar a sus estudiantes a leer o escribir. Su misión, hoy en día, implica ayudar a formar personas más tolerantes, justas e inclusivas. Además, la educación para la ciudadanía global debe proporcionar las habilidades y los valores que nuestros alumnos necesitan adquirir para enfrentar los enormes retos del siglo XXI, pues un ciudadano global participa de la economía globalizada, viaja entre culturas y tiene la posibilidad de convertirse en un líder para su comunidad o para el mundo. 

Por esto, se hace vital que los jóvenes estén preparados y tengan herramientas que les ayuden a afrontar el futuro que les espera. ¿Quieres saber qué debes hacer para lograrlo? A continuación te explicamos cómo puedes alcanzar la ciudadanía global.

¿Cómo puedes alcanzar la ciudadanía global?

1. Aprende otros idiomas

Hablar un solo idioma ya no nos hace competentes. Poder comunicarse con personas de otras culturas a través de su idioma, es una característica primordial para convertirse en un ciudadano global. 
 
Aunque todas las lenguas están conectadas de alguna manera, es el inglés, específicamente, el que abre las puertas a mayores oportunidades. ¿Te gustaría conocer tu nivel de inglés? Haz clic aquí y conoce nuestro Test Level & Benchmark.
 
Pocas personas tienen conocimiento del gran impacto que puede tener en sus vidas el hecho de hablar inglés fluido, pues esto mejora su interconectividad con el mundo y la manera en la que lo perciben. Además, el inglés es útil en muchos ámbitos, incluyendo el turismo y los negocios.

2. Desarrolla un pensamiento crítico

Los jóvenes de hoy en día necesitan adquirir las herramientas necesarias para resolver cualquier problema por sí mismos. Competencias como la indagación, la correcta toma de decisiones, el manejo de las tecnologías de la información, la negociación y multi-enfoque de perspectivas, les servirán para formarse y adoptar posiciones de liderazgo en el futuro. 
 
Tener un pensamiento crítico se trata de aprender a identificar, evaluar y analizar todo lo que nos rodea, no solo en nuestro entorno cercano sino de manera globalizada.

3. Entiende la diversidad

Se trata de comprender, respetar y apreciar las diferencias y las identidades múltiples. En un mundo globalizado, lleno de culturas, religiones, etnias, lenguas y demás, es básico adquirir aptitudes para entender que todos somos diferentes y que esas diferencias son las que nos hacen únicos
 
Además, aquí es importante tener un alto nivel de comunicación, pues gracias a ellas podrás crear redes e interactuar con personas de diferentes orígenes.

4. Promueve la igualdad

Para llegar a la ciudadanía global, debes trabajar por impulsar la igualdad entre todas las personas y así buscar un mundo más justo, tanto en las comunidades que tienes a tu alrededor, como a escala global. Un ciudadano del mundo colabora en todo lo que puede y lucha sin cansancio por el bien colectivo.

5. Edúcate constantemente

Además de aprender inglés (y otros idiomas si es posible), la educación para la ciudadanía global es una educación para toda la vida. Esta incluye también adquirir habilidades blandas y sociales como la empatía, la resolución de conflictos, el diálogo y la escucha.

Si realmente te preocupas por la educación, si tienes un rol activista, participas abiertamente en tu comunidad, fomentas la diversidad y cuidas del planeta, podrás convertirte en un ciudadano del mundo y un líder para quienes te rodean. 


No olvides que saber inglés facilitará tus posibilidades en diferentes ámbitos. Haz clic aquí e infórmate sobre nuestro Test Level & Benchmark. Pronto nos pondremos en contacto contigo.

Si tienes alguna pregunta o comentario, puedes dejarlo al final de este artículo. ¡Nos encantará escucharte! Haz parte de nuestra comunidad y síguenos en nuestras redes sociales de Facebook e Instagram.

<strong>Valentina Eastman</strong> | Pearson Colombia
Valentina Eastman | Pearson Colombia

Amante de la naturaleza, los viajes y las novelas policiacas. Creo en el poder de la educación para cambiar el mundo.

Déjanos un comentario

Suscríbete a nuestro blog

y entérate de todas las novedades