4 tendencias educativas para escuelas públicas

Tendencias educativas para escuelas publicas Dirigidos a Maestros

Las tendencias educativas se concentran en mejorar el desempeño de los alumnos y crear entornos de aprendizaje cada vez más eficientes, dinámicos y adaptables a las exigencias de la nueva sociedad digital. Entérate cuáles son las 4 más importantes actualmente.


Conoce 4 tendencias en educación que han demostrado su efectividad para transformar el proceso de aprendizaje en las instituciones públicas.

Cada una de estas tendencias consta de diferentes recursos tecnológicos y metodológicos, diseñados para impactar en el modelo educativo actual. Su objetivo es corregir, mejorar y reestructurar las prácticas actuales adaptándolas a los requerimientos de una sociedad regida por la era digital.

¿Qué es una tendencia en innovación educativa?

realidad-aumentada-en-la-educacion

Los expertos definen el concepto de tendencia educativa como un conjunto de ideas, herramientas y recursos innovadores que facilitan la relación entre la teoría y la práctica dentro de las instituciones de aprendizaje.

Hay una gran diferencia entre una tendencia educativa y una moda: cuando navegamos por Internet, es común encontrar cientos de recursos innovadores de aprendizaje que prometen los mejores resultados; pero, en el corto o mediano plazo, muchos dejan de existir, ya sea porque no cumplen con las necesidades actuales o porque su nivel de adaptación es limitado.

En este caso, estamos hablando de una moda educativa, entendiendo como “moda” un fenómeno que se vuelve popular muy pronto, llamando la atención de la sociedad, pero que tiende a desaparecer en poco tiempo.

Una tendencia, en cambio, es un patrón de conducta que la sociedad comienza a adoptar para conseguir determinados resultados. En el caso de la educación, por ejemplo, durante el periodo de confinamiento por la pandemia mundial, el uso de plataformas virtuales tipo LMS marcó las tendencias educativas.

Sabemos que gestionar con éxito los procesos de aprendizaje en una institución pública no es una tarea fácil, ya que no solo estamos hablando de mejorar el desempeño de los alumnos, sino también de contar con recursos que optimicen la organización y faciliten a los directivos la enorme labor de administrar un centro educativo.

¿Cómo identificar las mejores tendencias educativas?

A primera vista, el criterio más importante para considerar que una tendencia en educación es mejor que otra se basa en resultados, pero hay muchos otros factores que influyen en su desempeño. Para distinguirlos es recomendable seguir un proceso de evaluación de tres pasos:

  1. icono-economizar-tiempoDestinar un periodo de prueba no menor a un ciclo escolar: es importante que, al adoptar una nueva tendencia educativa, podamos aprovechar todos sus recursos en diferentes etapas del proceso de aprendizaje para saber si cumplen con nuestras necesidades.

  2. icono-ideas-pearson-tarea-deberEstablecer un protocolo de diagnóstico y evaluación: tanto directivos como docentes y alumnos pueden colaborar con sus opiniones respecto al uso y eficacia de los recursos, así como las dinámicas de la tendencia que se está implementando, con el fin de obtener información puntual a partir de los usuarios directos.

  3. icono-objetivosMedición de resultados: una vez que la tendencia ya cumplió su ciclo de prueba, es necesario establecer criterios que arrojen resultados confiables. Entre los más comunes están: el aprovechamiento académico, la optimización de procesos educativos (que hayan mejorado las dinámicas de clase) y administrativos.

Desafortunadamente, estos pasos tienen una limitante: si tomamos en cuenta que para analizar una tendencia educativa vigente se requiere de al menos un ciclo escolar, revisar otras le podría tomar mucho tiempo a una institución y para cuando encuentre la que mejor se adapte a sus necesidades, ya habrán aparecido otras tendencias más innovadoras.

¿Qué se puede hacer en estos casos? Consultar, como en este caso, cuáles son las tendencias educativas de mayor relevancia, ya sea por su frecuencia de uso y por la recomendación de expertos en materia de innovación pedagógica.

¿Cómo impactan las nuevas tendencias educativas el aprendizaje actual?

alumnos-usando-tecnologia-en-aula

Los jóvenes están enfrentando uno de los escenarios educativos más interesantes de la historia: actualmente tienen acceso a recursos tecnológicos nunca antes vistos, lo que sin duda ha causado drásticos cambios en sus hábitos de aprendizaje.

Pero estos cambios no solo influyen en su desempeño como estudiantes, sino también en su futuro inmediato. La llamada Cuarta Revolución Industrial destaca por ser altamente volátil en sus tendencias, esto quiere decir que los conocimientos aprendidos hoy, podrían ser obsoletos en los próximos años. 

Solamente por señalar un dato, varios estudios estiman que durante la vigencia de la Cuarta Revolución Industrial más de 7 millones de puestos de trabajo tradicionales se volverán obsoletos, sobre todo en aquellas áreas donde predominan las actividades sistemáticas y repetitivas. 

Sin embargo, hay un patrón positivo en todo esto: a medida que la inteligencia artificial sustituye la mano de obra en las actividades que pueden ser automatizadas, se abren nuevas posibilidades laborales para las próximas generaciones, con empleos de mayor demanda profesional, donde las habilidades y competencias humanas son mucho más apreciadas por el mercado laboral.  

Aquí es donde las tendencias educativas de mayor relevancia tienen un rol fundamental como recursos de alto impacto en la formación de los estudiantes, ya que su objetivo no es facilitar el aprendizaje con miras al presente, sino al futuro inmediato.

Las 4 tendencias educativas más utilizadas en las escuelas

Adoptar modelos de aprendizaje basados en la innovación pedagógica no debería ser visto como una alternativa, ya que hoy en día las instituciones tanto públicas como privadas concentran sus esfuerzos en ofrecer una educación que esté a la altura de la demanda de la sociedad digital.  

Estas son las 4 tendencias educativas de mayor relevancia en 2022:

  1. Aprendizaje divergente
    sesgo-de-asocionacion-pensamiento-critico

    El término “divergente” fue popularizado por David Kolb a principios de los 70 como uno de los 4 estilos de aprendizaje basados en experiencias. 


    Actualmente, la divergencia en la educación se refiere a una búsqueda de conocimiento a través de procedimientos menos rígidos o sistemáticos, eso que Howard Gardner denomina “pensar fuera de la caja”.


    El aprendizaje tradicional, basado en contenidos específicos emanados de los libros de texto, ya no es sostenible en la era digital, donde la información se mueve a una velocidad impresionante y los recursos para acceder a ella son mucho más variados.


    ¿Qué beneficios ofrece esta tendencia educativa a los alumnos de las instituciones públicas?

    • Mayor autonomía: los alumnos adquieren un mayor compromiso con su educación al desarrollar nuevas estrategias de aprendizaje independiente.
    • Ejercitan el pensamiento crítico: bajo una orientación adecuada de los docentes, los alumnos aprenden a identificar los contenidos de calidad al navegar en el océano informático.
    • Capacidad autodidacta: esta es una ventaja adicional a la autonomía; una vez que los alumnos aprenden a buscar información de forma independiente, comienzan a desarrollar la habilidad de adquirir conocimiento por sí mismo.
  2. Educación a lo largo de la vida (Lifelong learning)
    lifelong-learning-tendencias-educativas

    Esta tendencia busca romper con el paradigma tradicional que señala el aprendizaje como un proceso académico que comprende en promedio 18 años de vida académica. Posteriormente, la persona ingresa al mundo laboral, en donde el aprendizaje ya no es necesario.


    Esta visión educativa podía funcionar en generaciones pasadas, donde los cambios sociales y tecnológicos eran menos dinámicos. Pero hoy en día, un estudiante que no asume que el aprendizaje es continuo y que estará presente en todas las etapas de su vida, perderán muchas oportunidades.


    ¿Cómo funciona esta tendencia en los niveles básicos? Generando en los alumnos hábitos de continuidad en su aprendizaje, creando vínculos significativos entre los cursos para que el conocimiento tienda a evolucionar y no se estanque.


    Podemos ver un ejemplo clásico de “aprendizaje estancado” al revisar el plan de estudios de uno que otro país Latinoamericano y descubrir que muchos temas suelen repetirse, o en el caso contrario, pierden continuidad.


    El aprendizaje a lo largo de la vida no es solo una tendencia educativa, es una filosofía de vida que genera en los estudiantes un cambio radical en sus hábitos de estudio, sobre todo porque actualmente, es mucho más sencillo aprovechar la tecnología para adquirir conocimiento de forma independiente.

  3. Aprendizaje colectivo (Social Learning)

    ninos-hablando-telefono-roto
    El aprendizaje colectivo o social learning es quizá una de las tendencias en educación que mejor se han posicionado dentro de los modelos de aprendizaje actuales, sobre todo porque sus resultados suelen ser muy notorios en periodos de tiempo muy cortos.


    ¿Qué ventajas ofrece esta tendencia? Principalmente, la interacción, que permite a los estudiantes relacionarse y conocer diferentes puntos de vista sobre un tema o contenido. 


    Cuando aplicamos una dinámica de clase en donde los participantes pueden colaborar juntos (de forma presencial o a distancia), también están desarrollando nuevas competencias que no podrían adquirir bajo el modelo de aprendizaje individual, por ejemplo:

    • Organización: al distribuir actividades y responsabilidades dentro de un proyecto, los alumnos aprenden a definir prioridades.
    • Asertividad: la capacidad de expresarse de manera clara y precisa sin limitar o ser limitado por los demás.
    • Sinergia: este es un concepto fundamental, que consiste en lograr que los estudiantes pongan por encima de sus intereses personales el beneficio colectivo.
  4. Pedagogía STEM
    nino-aprendiendo-matematica-stem

    STEM es el acrónimo de los términos en inglés para Science, Technology, Engineering and Mathematics, y su influencia alcanza a todos los niveles de aprendizaje. El boom de la educación STEM se disparó en las escuelas a principios del milenio y hoy en día sigue siendo una de las tendencias educativas más utilizadas por las mejores escuelas del mundo.


    Uno de los rasgos característicos del modelo STEM es lo que se denomina la cultura maker, es decir, su aplicación práctica. Bajo este escenario, los alumnos se ven involucrados en dinámicas de aprendizaje dinámico que los conducen a resultados observables, medibles y cuantificables.


    Dentro de los recursos para implementar la tendencia STEM en las instituciones públicas se encuentran el Aprendizaje Basado en Proyectos (ABP), el Aula Invertida (o Flipped Classroom) y, evidentemente, el aprendizaje colectivo.


    Esta tendencia educativa seguirá vigente por muchos años, ¿la razón? Que su modelo pedagógico está directamente relacionado con un aprendizaje práctico, que tiene varios puntos de contacto con el mercado laboral.

STEM tiene mucho que aportar a las instituciones públicas para ayudarles a formar estudiantes mucho mejor preparados para una época que está en constante transformación. Sin duda, ofrecer alternativas y soluciones exitosas es una responsabilidad de todos los que participamos en el proceso educativo.

Sabemos que integrar estas tendencias educativas a un plan de estudios predeterminado puede ser todo un reto para las instituciones educativas; sin embargo, en Pearson estamos convencidos de que esto es posible.

Te invitamos a navegar por nuestro blog y conocer todos los días nuevos contenidos y material de apoyo de gran utilidad para la práctica docente, así como nuestrassoluciones excepcionalesespecialmente diseñadas para instituciones de gobierno.


Referencias

Cabero Almenara, J. (2016). Tendencias educativas para el siglo XXI.

Cáceres, N. M., & Sapuyes, N. B. (2019). La educación STEM/STEAM como alternativa para las reformas educativas: una aproximación a su estado del arte desde la perspectiva filosófica. In Educación STEM/STEAM:: Apuestas hacia la formación, impacto y proyección de seres críticos (pp. 13-26). Fondo Editorial Universitario Servando Garcés.

Salas, M. I. T. (2010). La enseñanza tradicional de las ciencias versus las nuevas tendencias educativas. Revista Electrónica Educare, 14(1), 131-142.

 

Déjanos un comentario

Suscríbete a nuestro blog

y entérate de todas las novedades